Lesión y enfermedad de la médula espinal

Lesión y enfermedad de la médula espinal Tu salud

Acerca de esta patología

Acerca de la lesión y enfermedad de la médula espinal

La vida con una lesión o una enfermedad de la médula espinal ya es lo suficientemente demandante sin síntomas secundarios como la espasticidad, que tensa los músculos y puede hacer que las actividades diarias sean más exigentes.

Definición

Lesión de la médula espinal hace referencia al daño de la médula espinal como resultado de un traumatismo cerrado o penetrante.


Causas:

La lesión de la médula espinal generalmente es el resultado de un accidente (por ejemplo, un accidente en un vehículo motorizado, una caída o una lesión deportiva) o de actos de violencia, como heridas de bala.1,2 También puede ser causada por complicaciones quirúrgicas o por una enfermedad (como poliomielitis, espina bífida o ataxia de Friedreich).3


Factores de riesgo

Cualquier persona puede sufrir una lesión en la médula espinal, pero algunas personas presentan un riesgo mayor, como se detalla a continuación:1,2

  • Hombres – El 80 % de todos los sobrevivientes de una lesión de médula espinal son hombres.
  • Adultos jóvenes – Más de la mitad de las personas que sufren lesiones de médula espinal tiene entre 16 y 30 años.
  • Personas mayores – Generalmente, por caídas.
  • Personas deportistas – Deportes de alto riesgo, en particular.
  • Personas con patologías óseas o de las articulaciones – Como artritis y osteoporosis

Síntomas

Incluso si la médula espinal no se ha seccionado, una lesión de la médula espinal puede, de todas maneras, causar pérdida de funciones. De hecho, la mayoría de las personas con discapacidades causadas por una lesión de la médula espinal todavía tiene una médula espinal intacta.3

Los síntomas de una posible lesión medular incluyen los siguientes:2

  • Dolor extremo o presión en el cuello, la cabeza o la espalda
  • Hormigueo o pérdida de la sensación en las manos, los dedos de las manos, los pies o los dedos de los pies
  • Pérdida parcial o completa de control sobre cualquier parte del cuerpo
  • Necesidad imperiosa de orinar o defecar, o incontinencia o retención urinarias o intestinales
  • Dificultad con el equilibrio y para caminar
  • Sensaciones anormales, como de bandas, en el tórax (dolor, presión)
  • Problemas respiratorios
  • Bultos inusuales en la cabeza o en la columna

Además, los estudios muestran que la mayoría de los sobrevivientes a una lesión de la médula espinal tienen al menos un problema secundario causado por la lesión, tal como:4

  • Espasticidad
  • Obesidad
  • Dolor
  • Infección de las vías urinarias
  • Úlceras por decúbito

Diagnóstico

Una lesión de la médula espinal generalmente se diagnostica primero por una pérdida de funciones debajo del lugar de la lesión, junto con otros síntomas de la lesión de la médula espinal.

Si tu médico sospecha que tienes una lesión de la médula espinal, hará lo siguiente:

  • Realizará una evaluación física completa
  • Recopilará antecedentes médicos detallados
  • Realizará pruebas diagnósticas especializadas

Acerca de la espasticidad causada por una lesión de la médula espinal

La espasticidad es causada por un daño o una lesión en la parte del sistema nervioso central (el cerebro o la médula espinal) que controla el movimiento voluntario. Este daño interrumpe las señales importantes entre el sistema nervioso y los músculos, lo cual da lugar a un desequilibrio que incrementa la actividad muscular o los espasmos.

La espasticidad puede dificultar el movimiento, la postura y el equilibrio. Puede afectar tu habilidad para mover una o más de las extremidades, o para mover una parte del cuerpo. A veces, la espasticidad es tan grave que se interpone en las actividades diarias, en los patrones de sueño y en el cuidado de otras personas. En algunas situaciones, esta pérdida de control puede ser peligrosa para la persona.

Siguiente: Opciones de tratamiento

 


Referencias

1

Mayo Clinic. Spinal Cord Injury. Disponible en: www.mayoclinic.com. Consultado el 18/07/2008.

2

American Association of Neurological Surgeons. Spinal Cord Injury. Available at: www.neurosurgerytoday.org. Consultado el 05/04/2008.

3

National Spinal Cord Injury Association Spinal Cord 101. Available at: www.spinalinjury.net. Consultado el 05/04/2008.

4

Anson C, Shepherd C. Incidence of secondary complications in spinal cord injury. Int J Rehabil Research 1996;19:55-66.


La información contenida en este sitio web no constituye consejo médico. Trate con su médico la información de diagnóstico y de tratamiento.