Enfermedad de Parkinson

Enfermedad de Parkinson Tu salud

Vivir con el tratamiento

Vida diaria: Terapia ECP

Las siguientes pautas sobre la terapia de estimulación cerebral profunda (ECP) para la enfermedad de Parkinson te ayudarán a aprovechar al máximo el tratamiento.

Recuperación en el hogar

Después de la cirugía, tu médico o enfermero te dará instrucciones acerca del cuidado en el hogar. Estas instrucciones a menudo incluyen información acerca de los medicamentos, el proceso de curación posterior a la cirugía y la vuelta a tus actividades diarias.


Recuperación

Recuperarse por completo de la cirugía es un proceso que puede llevar varias semanas. Durante el proceso de curación, sentirás algunas molestias en los lugares de la incisión en el cuero cabelludo y en el lugar donde se implantó el neuroestimulador. Si notas síntomas inusuales, contacta a tu médico.


Medicación

Sigue siempre las instrucciones de tu médico para tomar medicamentos.


Actividades diarias y ejercicio

Durante tu recuperación, sigue las instrucciones de tu médico acerca de las actividades que impliquen doblar el cuello, levantar los brazos por encima de los hombros, o actividades extenuantes como levantar objetos pesados.

Ten cuidado cuando participes en actividades que puedan dar lugar a accidentes o caídas. Los movimientos bruscos repentinos pueden hacer que el electrodo que está en el cerebro se mueva. Las caídas pueden dañar partes del sistema de DBS implantado. Es posible que necesites una cirugía para reemplazar cualquier parte dañada del sistema de DBS.


Cuándo debes llamar a tu médico

Llama a tu médico si ocurre alguna de las siguientes situaciones:

  • Experimentas dolor, enrojecimiento o hinchazón en el cuero cabelludo, el cuello o el pecho donde se implantó el sistema de estimulación
  • No notas que tus síntomas se alivien, aunque el neuroestimulador esté encendido
  • Tienes sensaciones molestas o dolorosas durante la estimulación (apaga el neuroestimulador antes de llamar a tu médico)
  • No puedes apagar (o encender) el neuroestimulador
  • Experimentas cambios inesperados en tus síntomas
  • Experimentas algunos síntomas inusuales que piensas que pueden estar causados por interferencias electromagnéticas (por ejemplo, de detectores antirrobo o sistemas de seguridad de los aeropuertos)
  • Pierdes tu imán o tu programador del paciente

Consejos útiles

  • Asegúrate de que todo el personal médico sepa que tienes un sistema de DBS implantado, y diles en dónde está ubicado. Si tienen alguna pregunta, deben contactarse con el médico que te realizó el implante.
  • Si experimentas algunos síntomas inusuales que piensas que pueden estar relacionados con tu neuroestimulador, contacta a tu médico.
  • Asiste a todas las consultas de seguimiento para asegurarte de recibir el mejor cuidado.
  • Cuando el neuroestimulador esté apagado, tus síntomas volverán. Algunos síntomas vuelven rápidamente. Otros síntomas pueden tardar más en volver.

Cambios en el control de los síntomas

Con el paso del tiempo, pueden producirse cambios en el nivel del control de los síntomas.

Estos cambios pueden incluir lo siguiente:

  • Menor alivio de los síntomas
  • Ningún alivio de los síntomas
  • Pérdida de estimulación efectiva

En muchos casos, tu médico puede corregir estos cambios mediante la reprogramación de tu sistema de DBS. Sin embargo, puede que se requiera una cirugía para reposicionar o reemplazar el electrodo, reemplazar el sistema o retirar el sistema.

Dado que tu enfermedad cambia con el tiempo, tu patología puede mejorar, puede empeorar o puede permanecer sin cambios con la estimulación.


La información contenida en este sitio web no constituye consejo médico. Trate con su médico la información de diagnóstico y de tratamiento.