Parálisis cerebral

Parálisis cerebral Tu salud

Opciones de tratamiento

Opciones de tratamiento para la espasticidad grave causada por la parálisis cerebral 

Las personas con parálisis cerebral pueden tratar su espasticidad de muchas formas: rehabilitación, medicación, terapia de inyección e incluso la cirugía. También existe una bomba de infusión de fármacos implantable, que puede resultar útil para reducir la espasticidad grave y permitir que algunos pacientes tengan una vida más activa.

Actualmente no hay cura para la espasticidad grave. Sin embargo, hay muchas opciones de tratamiento disponibles para manejar tus síntomas. Ellas incluyen:

Terapia de rehabilitación

La terapia de rehabilitación generalmente se realiza en una clínica, en un hospital o en casa. Puede incluir cualquier combinación de fisioterapia, terapia ocupacional o terapia del lenguaje.


Medicación oral

Los medicamentos orales pueden ayudar a algunas personas a controlar los síntomas de espasticidad. El manejo eficaz de la espasticidad puede requerir el uso de dos o más fármacos, o bien una combinación de medicamentos orales con otro tipo de terapia.


Neurocirugías

Los procedimientos quirúrgicos neurodestructivos incluyen la rizotomía dorsal selectiva, en la que se cortan las raíces nerviosas dorsales (sensoriales). Las operaciones que involucran al sistema nervioso (neurocirugía) y los huesos, los tendones y los músculos (cirugía ortopédica) se usan para tratar la espasticidad y, en pacientes seleccionados correctamente, pueden desempeñar un papel muy importante en el control de la espasticidad crónica.


Terapia de inyección

La terapia de inyección generalmente está pensada para grupos musculares específicos (por ejemplo, una mano, un pie, un hombro). La terapia de inyección supone la inyección local de fármacos para debilitar o paralizar los músculos hiperactivos, y puede formar parte de un programa general de control para la espasticidad aislada.


Cirugía ortopédica

Las cirugías ortopédicas incluyen procedimientos con tejido blando, como transferencias de tendones y osteotomías (cortar un hueso para cambiar su alineación). Las operaciones que involucran al sistema nervioso (neurocirugía) y los huesos, los tendones y los músculos (cirugía ortopédica) se usan para tratar la espasticidad y, en pacientes seleccionados correctamente, pueden desempeñar un papel muy importante en el manejo de la espasticidad crónica.


Acerca de la bomba de baclofeno intratecal

Una bomba de baclofeno intratecal, también llamada terapia ITB (terapia de baclofeno intratecal), es un tratamiento ajustable y reversible para tratar la espasticidad. Una bomba y un catéter que se colocan quirúrgicamente suministran un medicamento llamado baclofeno líquido directamente en el líquido que rodea la médula espinal, donde se lo necesita más.


La información contenida en este sitio web no constituye consejo médico. Trate con su médico la información de diagnóstico y de tratamiento.