PROGRAMAS INNOVADORES QUE DISMINUYEN LOS IMPACTOS MEDIOAMBIENTALES

citizenhip-environmental-hero

 

Como muestra de su compromiso común con la sostenibilidad ambiental, tanto Medtronic como Covidien ofrecen programas innovadores de reutilización y reciclado, entre ellos, los dos ejemplos que se muestran a continuación.

RECUPERACIÓN DE METALES

Muchos dispositivos implantables de Medtronic, como marcapasos y desfibriladores, contienen metales como el oro, una aleación de plata-paladio y el platino. En el pasado, Medtronic solía incinerar estos productos, lo que implicaba un costo. Sin embargo, luego de darse cuenta de que estos metales son valiosos y que podían reciclarse en lugar de incinerarse, el personal y los empleados de Salud y Seguridad Medioambiental (SSM) de nuestra sede de Mineápolis, Minnesota, lanzaron un proyecto de recuperación de metales preciosos.

Durante 12 meses, este programa piloto desvió más de cinco toneladas métricas de residuos regulados que iban a ser incinerados. Además de ahorrar dinero en costos de incineración, el programa logró una ganancia de casi USD 150,000 en metales recuperados. A medida que la empresa sigue ampliando el programa a lo largo de los próximos diez años, prevemos que nuestros esfuerzos nos darán una ganancia de más de USD 700,000 y reducirán los residuos correspondientes de manera significativa.

RESIDUOS DE PLÁSTICOS UTILIZADOS COMO MATERIA PRIMA

Dos fábricas de Covidien descubrieron una manera creativa de utilizar los residuos de una sede como materia prima en la otra sede. Las fábricas, ubicadas en Greenwood (Carolina del Sur) y Crystal Lake (Illinois), fabrican productos de higiene absorbentes y contenedores de objetos afilados para manipular y desechar sin riesgos las agujas utilizadas, respectivamente.

Por medio de una iniciativa a lo largo de todas las funciones y divisiones, la fábrica de Crystal Lake pudo reciclar residuos plásticos de un producto de higiene producido en la planta de Greenwood al fabricar pellets y modificar su proceso de mezclado de manera que el contenido reciclado pudiera remplazar una resina virgen en la fabricación de contenedores de dispositivos médicos. La utilización del plástico reciclado produjo un ahorro anual de siete millones de galones de combustible que anteriormente se utilizaban para fabricar la resina virgen, además de un ahorro estimado de 100 toneladas de residuos sólidos generados durante su producción.