Esto reproducirá un vídeo - Image of a lady reading on her iPad with a cup of coffee.

¿QUÉ SON LAS VARICES? ¿DEBERÍAN PREOCUPARME?

Las varices se encuentran más comúnmente en las piernas y los pies. Por lo general, son azules o violetas y se pueden hinchar. Las varices pueden causar una sensación de pesadez, dolor o incomodidad en las piernas y hacer que los pies y los tobillos se hinchen. Algunas personas experimentan una sensación de ardor, palpitaciones o calambres en las piernas. Las venas también dan lugar a picor y sequedad en la piel del área afectada. Algunas personas notan que los síntomas empeoran con el calor o cuando permanecen de pie durante mucho tiempo. El ejercicio o descansar con las piernas en alto puede ayudar a aliviar los síntomas.

¿QUÉ CAUSA LAS VARICES?

Se producen cuando las pequeñas válvulas que están dentro de las venas dejan de funcionar correctamente. En una vena sana, la sangre se bombea al corazón y las válvulas impiden que el flujo sanguíneo fluya de vuelta en la vena. Si las válvulas se dañan, se acumula sangre en la vena, lo que provoca dilataciones.

¿QUIÉN PUEDE TENER VARICES?

A medida que envejece, es más probable que tenga varices si es mujer, si un miembro de la familia las ha tenido, si tiene sobrepeso, si tiene o ha tenido un trabajo que implicaba permanecer de pie durante largos períodos o ha estado embarazada.

¿LAS VARICES SON GRAVES?

El daño de la válvula que causa la variz puede convertirse en un problema más grave denominado insuficiencia venosa crónica. Si no se trata, puede provocar úlceras (heridas dolorosas en la piel), las cuales pueden limitar la movilidad y tener un impacto negativo en la calidad de vida.

¿LAS VARICES SE PUEDEN TRATAR?

Sí, se pueden. Hay varias maneras de tratar las varices. Además de hacer ejercicio y poner las piernas en alto, el tratamiento de primera línea suelen ser las medias de compresión. Sin embargo, si sigue teniendo problemas, las varices se pueden tratar con:

  • Calor para sellar las venas afectadas (mediante energía de radiofrecuencia o láser);
  • Una espuma especial para cerrar las venas;
  • Un procedimiento de ablación con adhesivo de cianoacrilato.

Otra opción consiste en extraer las venas enfermas.

NO IGNORE LOS SÍNTOMAS DE LA INSUFICIENCIA VENOSA CRÓNICA (IVC) DURANTE LA PANDEMIA DE LA COVID-19

SI TIENE SÍNTOMAS, CONSULTE A SU MÉDICO PARA QUE EVALÚE SU CASO DE IVC.

CUANTO ANTES COMIENCE EL TRATAMIENTO, MEJORES SERÁN LOS RESULTADOS

En un estudio reciente se ha demostrado que los pacientes que recibieron tratamiento temprano de sellado venoso junto con medias de compresión para tratar las úlceras venosas en las piernas experimentaron:
 
  • Un tiempo de curación significativamente más corto;
  • Una disminución del tiempo sin úlceras.